Monday, November 28, 2005

¿Cuba libre o Ron cola?

Hola amiguis, vengo llegando de Cuba, que maravilloso país, lleno de esa onda comunista, fui invitado por la familia Weber-Lagos como parte de una comitiva oficial en busca de un acuerdo económico cultural que empezara una vez asumida la Michelle... pero eso no es lo que me interesa relatar. En Cuba vive un amigo pintor que no veía hace mucho, en realidad es un artista integral, ya que además es un rockero de jeans rotos (en la parte de las nalgas) que vive en una casa rodante junto a cadillacs abandonados, la última vez que lo vi fue en un partido de béisbol, aquel deporte típicamente cubano, años que no nos veíamos con Pepe Van Halen, aun recuerdo un cortometraje que hicimos sobre unos viejitos jazzeros, como Daniel Lencina pero mas negritos, algo de “Club Social Hasta la vista”, en fin, la onda cultural en Cuba es powerinstinct, uno se empapa de toda esa onda africana, verme la suerte con caracolas realmente me cambio la vida, mi amigo, que es el Director Oficial De La Juventud Rebelde me llevo al restorán donde comía Hemingway, realmente es como un comercial de ron, la mesa donde se sentaba esta acordonada y se mantiene intacta, alrededor, vijeitos con chemas impeques toman fumando habanos, años luz de nuestra estatua de Condorito de El Quisco, que poco cuidamos nuestra cultura.
Por la noche fuimos a carretear por el barrio bohemio por excelencia, se llama barrio rojo pero no hay jineteras, o sea, hay pero se llama así por los motivos de la onda comunista, fuimos a los bares de moda, la onda gay no tiene muchos adherentes pero algunos se reúnen en el “Labios de Revolución”, es muy distinto a la moda gay de Santiago, acá son gays que no lo parecen, deben ser de verdad, si no me lo hubieran insinuado no me habría percatado, igual tiene onda ser negro gay y comunista, como que te da una onda coolpower exótica, y son cultos los gueones, comprometidos con su onda comunista, no tenía idea pero me dijeron que Lenin... era gay, que Stalin... era gay... y que hasta el Zar Nicolás... era gay. Sobre Fidel me dijeron que cuando se muriera, pasaría a ser gay. Había una exposición, más bien una performance, todo muy metafórico... sobre el escenario había un closet gigante y de adentro salían militares maquillados y luego se tiraban a una piscina y nadaban hacia una bandera norteamericana... me dijeron que era un homenaje a los caídos en Bahía Cochinos.
Al regresar a casa me di cuenta como las niñitas son muy cariñosas con uno, la mayoría te abraza y te hace cariño, me extraño eso sí que anduvieran solas a esa hora, ¿dónde estaban sus padres? Tal vez por eso me decían papito o papichulo, o papasote, en fin, pobrecitas, el comunismo no es perfecto.
De vuelta en el Hotel me topo con el hijo del presidente Lagos con varios niñitos de la calle y es que los chilenos somos solidarios donde estemos, los invita a pasar la noche con él.
Al otro día mi amigo Pepe me avisa que tiene un recital con su grupo electro-clash llamado “Por las guindas!”, me parece genial, el recital es en la playa y el arte es la raja, pusieron unos alambres de púa separando al público del grupo, solo algunos pueden ver de cerca el recital, al cagó, el recital, powercahilupi, sobre todo una canción que dice: “Es el fusil de Fidel turutútu turutútu turutútu túruru, aunk! Una mañana te veré llegar... ” y sigue así con un ritmo pegajoso. Una vez terminado el recital decido no molestar a Pepe y opto por recorrer el paisaje a mi antojo, camino, extasiado por la belleza de playas y bosques de caña de azúcar, camino y camino, hasta llegar a un resort donde solo hay magnates árabes, parece que este si que es un todo incluido porque hasta los transportan en carretillas para que no se cansen, es más, los mozos parecen ser estudiantes norteamericanos de intercambio, la vida de algunos.
Intento devolverme pero estoy perdido, finalmente un estudiante yanqui lama a la policía cubana para que me venga a buscar.


Me he perdido el almuerzo con las autoridades cubanas y mi amigo Pepe ha sido relevado de su cargo de Director Oficial De La Juventud Rebelde, en parte por mi culpa y en parte por incitar con su grupo a una rebeldía no ideológica a pesar de sus letras comprometidas con el régimen, incluso una dedicada a Gladys Marín, hermosa balada technopop llamada “Tendrás un tumor pero nunca perdiste tu humor” o el hit de las juventudes militantes llamado “Tenemos ron y sexo promiscuo, no necesitamos Inet”... en fin, así es Cuba, país de contrastes. Aun me queda el capítulo sobre las negociaciones con el gobierno de Cuba, no debería decirlo pero, siguiendo en la lógica de los TLC con USA y China, ahora viene uno con Cuba, Corea del Norte, Irán e Israel. Negocios son negocios.